Resumen

La salud de la población de un país depende de la estructura política y económica del mismo. La Salud Pública usualmente requiere de la dirección y presupuesto del estado. Los países con una economía mas prospera normalmente capitalista delegan a la práctica privada un mayor campo de acción. En México la salud es un derecho constitucional y aunque a partir de la revolución mexicana ha crecido su infraestructura y la capacidad de este sector, la salud mental se mantiene rezagada. La respuesta de la sociedad civil que trata de compensar esta demanda no se ha formalizado y es poco técnica. Al revisar los datos respecto a Organizaciones No Gubernamentales en México, comprobamos esta realidad. En este caso se llevó a cabo una observación descriptiva con el objetivo de contar con un dato cuantitativo empíricamente sustentado que sirva de indicador de la realidad acerca del número de organizaciones no gubernamentales que se plantean en México el la tarea de atender la salud mental, de tal manera que permita la aplicación y evaluación de las posibles intervenciones preocupadas por modificar esta situación. Para lo anterior se utilizó el método de la investigación documental revisando el objetivo que se trazaron 6330 organizaciones que aparecen en directorio del Centro Mexicano para la Filantropía. Los resultados nos indican que menos del 1% de todas las llamadas organizaciones no gubernamentales tienen como objetivo la promoción de la salud mental, de igual manera se observó un porcentaje menor al 10% de total de las organizaciones se preocupan por la salud en general. La comunidad científica de la psicología aplicada necesita un compromiso y participación en la generación de estrategias y proyectos concretos que permitan el tránsito del avance científico hacia una tecnología humanizada.

Palabras clave: Salud Sociedad.

2007-06-29   |   1,998 visitas   |   2 valoraciones

Vol. 2 Núm.2. Mayo-Agosto 2006 Pags. 51-55 Notas 2006; 2(2)