Estrategia anestésica para cirugía con el corazón latiendo.

Cinco años de experiencia en el cardiocentro Ernesto Che Guevara 

Autores: Fajardo Egozcue Ignacio R, González Alfonso Osvaldo, Mesa Hurtado José C, Hidalgo Menéndez Pedro Aníbal, Méndez Martínez Jorge, Dueñas Fernández Raúl

Resumen

Introducción y objetivos: La anestesia en la cirugía coronaria, con altas dosis continuas de fentanilo, provoca una extubación y estadía postoperatorias muy demoradas. Nos propusimos evaluar una estrategia anestésica para la cirugía coronaria sin circulación extracorpórea, con el objetivo de disminuir el uso de opioides, lograr una extubación precoz y una menor estadía posquirúrgica. Método: Se estudiaron 732 pacientes sometidos a revascularización miocárdica quirúrgica sin bomba, de febrero de 2003 a diciembre de 2007, utilizando anestesia general con bolos intermitentes de fentanilo, con o sin anestesia epidural asociada. Resultados: Se realizaron 625 operaciones con anestesia general en bolos y 107 añadiendo peridural. La cantidad promedio de fentanilo fue de 34.7 ml por paciente en el primer grupo y 24.9 ml al añadir la anestesia peridural. Se extubaron 27 pacientes en el quirófano. El tiempo promedio total fue de 8.6 horas (8.8 horas para el grupo donde se utilizó anestesia en bolos y 6.7 horas para aquellos con peridural asociada) y la estadía promedio total en la Unidad de Cuidados Intensivos fue de 40.1 horas. Conclusiones: La anestesia intermitente redujo la cantidad de fentanilo utilizada en un 86.6% al compararlo con las altas dosis continuas reportadas en un estudio previo, garantizó la extubación precoz de los pacientes, que se acrecentó al añadir la anestesia peridural y logró reducir la estadía promedio en la Unidad de Cuidados Intensivos.

Palabras clave: Anestesia cirugía torácica revascularización miocardica.

2011-10-14   |   763 visitas   |   1 valoraciones

Vol. 1 Núm.2. Marzo-Junio 2009 Pags. CorSalud 2009; 1(2)